Los 16 festivales y muestras de nuestro territorio movilizan anualmente más de 40.000 espectadores que pueden disfrutar de más de 500 películas, y ponen un especial énfasis en el talento de los creadores isleños.

Nuestro sector genera importantes dinámicas culturales, sociales y económicas, que repercuten en la creación de puestos de trabajo cualificados, en la generación de conocimiento y reflexión sobre aspectos sociales y ambientales y contribuyen al crecimiento y la proyección de la industria cinematográfica balear.